15°C New York
05/28/2024
¿Es idolatría seguir las tendencias de las redes sociales?
Blogs Sociedad

¿Es idolatría seguir las tendencias de las redes sociales?

Oct 2, 2022
Spread the love

NOTICIACRISTIANA.COM.- Las guerras de las redes sociales. Todos anhelamos la conexión, queremos sentirnos comprendidos, queridos y validados. Es parte de nuestro ADN, y bueno, las redes sociales ayudan.

Es posible que estas plataformas no sean los mejores medios de comunicación y comunidad, pero tienen sus propios beneficios únicos. Por lo tanto, insistimos en decirnos a nosotros mismos que controlaremos nuestro tiempo y “haremos cumplir” los límites.

Es vergonzoso admitirlo, pero incluso antes de que tome mi Biblia o incluso abra una aplicación de la Biblia, las redes sociales ya han adornado mi presencia y saboteado mi tiempo.

Como escritor, las redes sociales son mi lugar para compartir buenas noticias, ofrecer esperanza y conectarme con otros. Pero, me encuentro peleando las mismas batallas. Si bien podemos tener la intención de usarlo para el bien, debemos reconocer cuándo estas plataformas nos roban lo que es realmente importante y desequilibran nuestras vidas.

Cuida tu corazón

Amigo, hay mucha carne en el hueso con este tema, y ​​simplemente estoy rascando la superficie e intentando hacerle un poco de justicia. Entonces, si no obtiene nada más de este artículo, tome esta verdad y guárdela en su corazón hoy.

Filipenses 4:7-8 dice: «Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardará vuestros corazones y vuestros pensamientos en Cristo Jesús. Por lo demás, hermanos y hermanas, todo lo que es verdadero, todo lo noble, todo lo justo, todo lo es puro, todo lo que es amable, todo lo que es admirable, si algo es excelente o digno de alabanza, piensa en tales cosas».

Como creyentes, tenemos la seguridad de que nuestro Dios guarda nuestros corazones. Él es nuestro escudo. Sin embargo, todavía estamos a cargo de nuestras elecciones y sí, de nuestros comportamientos compulsivos.

Se nos ordena que seamos responsables de nuestros pensamientos, moviéndonos a la acción mientras nos enfocamos en lo que es puro, hermoso, admirable y justo a los ojos de Dios.

La verdad es que las redes sociales siempre intentarán captar nuestra atención, robarnos horas de nuestro tiempo y volvernos contra nosotros mismos. Pero, si aprovechamos nuestros esfuerzos y tiempo, puede brindarnos oportunidades para difundir buenas y positivas noticias en un lugar plagado de negatividad, mentiras y confusión.

El lado bueno, malo y feo de las redes sociales

Primero, reconozca que el uso de las redes sociales en sí mismo no es necesariamente malo. Como creyentes, estamos llamados a difundir las buenas nuevas (Mateo 28:19). Así como Jesús se reunió con grandes multitudes para compartir un mensaje, en los tiempos modernos, las redes sociales nos brindan una audiencia.

Una audiencia bastante amplia para compartir un mensaje: Su mensaje. Sin embargo, tenga en cuenta que si usamos las redes sociales como una herramienta para difundir la verdad envuelta en amor y gracia, habrá trampas. Espere una reacción violenta.

Sucederá de una forma u otra. Eso es porque el enemigo siempre está a la caza de los que hacen el bien (1 Pedro 5:8). Solo recuerda, Jesús también enfrentó oposición y fue ridiculizado, burlado, expulsado y negado, incluso por el pueblo elegido que lo amaba (Lucas 23:11, Marcos 14:65, Isaías 53:3).

Al obtener una mejor comprensión de todos los aspectos de las redes sociales, podemos cambiar nuestra perspectiva y posiblemente verlas como un recurso útil, pero debemos elegir ser intencionales.

Lado bueno

  1. Existe la oportunidad de compartir las buenas nuevas con muchos, incluidos los no creyentes.
  2. Puedes ser creativo y aprovechar tu lado artístico.
  3. La creación de redes y la conexión con personas de ideas afines ayudan a difundir la misión de llevar a otros a Cristo.
  4. Hay muchas ideas divertidas y creativas que puedes aprender de otros.
  5. Cuando buscas en los lugares correctos, encuentras inspiración y esperanza.

Lado malo

  1. Puede convertirse fácilmente en una adicción.
  2. El tiempo desperdiciado cuando no estás siendo intencional puede generar problemas.
  3. Los algoritmos cambian constantemente, dejándote atrapado para resolverlo todo.
  4. Es fácil concentrarse en uno mismo en lugar de la misión de difundir el amor de Cristo.
  5. Las publicaciones y los comentarios pueden malinterpretarse fácilmente.

Lado feo

  1. Puede conducir por un camino de comparaciones poco saludables.
  2. Podemos anhelar la validación con la cantidad de Me gusta y comentarios, lo que lleva a una visión perjudicial de nosotros mismos.
  3. La inmersión constante en las redes sociales puede conducir al aislamiento o la depresión.
  4. Hay un lado oscuro que acecha en los rincones que, si se descubre, puede generar imágenes e información dañinas, destruyendo nuestros pensamientos inocentes y puros.

Conclusión

Perseguir tendencias en sí mismo no es idolatría. Sin embargo, cuando le permitimos consumir nuestro tiempo y pensamientos, es cuando puede cambiar de una forma de uso positivo a un uso negativo, convirtiéndose en adelante en un ídolo.

Busca primero a Dios, siempre. Guíalo a través de tus pensamientos y pasiones por lo que haces en estas plataformas. Luego, deja que Él te guíe y te dirija sobre cuándo y qué compartir.


Escrito por: Alicia Searl en Crosswalk.


Publicado por: NOTICIACRISTIANA.COM – Agradecemos su fidelidad con nuestro medio de comunicación. Le invitamos a suscribirse al boletín informativo y activar la sección de notificaciones en la portada de nuestra página web.


You cannot copy content of this page