15°C New York
04/23/2024
Blogs Sociedad

El Nuevo Pacto: La Gracia incondicional y la transformación 

Ene 23, 2024
Spread the love

NOTICIACRISTIANA.COM – El Nuevo Pacto es un lazo divino que une a Dios con Jesús, desplegando Gracia incondicional a la humanidad. Obedecer a Cristo es clave para la redención y la Gracia hacia la iglesia.

El apóstol Rafael Ugarte Talavera, en un seminario desarrollado por ADME-USA, nos adentra en este viaje teológico, sobre la esencia misma de la Gracia. Reflexiona sobre la relación condicional entre Dios y Jesús, que se vuelve incondicional para los herederos de este pacto divino.

“El propósito eterno incluye un pacto divino entre Dios y Jesús, donde Cristo obedece al plan. Este pacto de Gracia, esencia del Nuevo Pacto, beneficia a la iglesia con la obediencia de Cristo”, destaca Ugarte Talavera.

Condicionalidad entre Padre e Hijo

Según el apóstol, “por el propósito eterno, el Padre tendrá hijos como Jesús, quien tendrá una esposa que es él mismo”. Este pacto implica una condicionalidad entre el Padre y el Hijo, pero para la iglesia, receptora de los beneficios, se vuelve incondicional. Es un regalo de Gracia que no se gana ni se merece, sino que se recibe gracias a la obediencia perfecta de Cristo.

La función de la iglesia en este Nuevo Pacto es clara: recibir los beneficios de la obediencia a Cristo. No hay requisitos humanos, ni méritos propios, sólo la Gracia divina que fluye hacia aquellos que son parte de este pacto. El apóstol destaca que este pacto es también el pacto de la Gracia, subrayó que no hay mérito humano en el proceso de redención.

En el Nuevo Pacto, todos los creyentes son ministros de la reconciliación. A diferencia de los ministros del tiempo del Cristo encarnado, que eran discípulos sin el Espíritu Santo. Los ministros de la reconciliación son seres que nacieron de nuevo, con el Espíritu de Dios habitando en ellos, apunta Ugarte Talavera. 

Ministros del tiempo de Cristo encarnado

Agrega que los ministros del tiempo de Cristo encarnado, tenían mentalidad templo centrismo, dando prioridad a sus propias agendas.

El apóstol destaca la importancia de comprender la diferencia entre el tiempo del Cristo encarnado y el tiempo del Cristo glorificado y ascendido. En el pasado, los ministros estaban limitados por la falta de entendimiento del Reino y la ausencia del Espíritu Santo en su interior. Hoy, los ministros del Nuevo Pacto son parte del cuerpo de Cristo, la iglesia, y su operatividad debe reflejar la realidad del Cristo impartido.

El Cristo glorificado y ascendido no tiene obligaciones, sino derechos sobre aquellos redimidos. La corona de Cristo es la iglesia, la esposa que ama y por la cual se despojó de su deidad para cumplir el propósito eterno.

Las declaraciones del apóstol Ugarte Talavera ofrecen una visión del Nuevo Pacto. Destaca la gracia incondicional de Dios y la transformación que experimenta la iglesia como ministros competentes de un nuevo y glorioso pacto.


Publicado por: NOTICIACRISTIANA.COM.- Agradecemos su fidelidad con nuestro medio de comunicación. Le invitamos a suscribirse al boletín informativo y activar la sección de notificaciones en la portada de nuestra página web.


Post Visitors:359

You cannot copy content of this page