nav
Miércoles 13 de Diciembre de 2017

Masacre en iglesia bautista de Texas fue “acto demoníaco”, alertan pastores

Al menos ocho de las víctimas eran miembros de la misma familia, informó CNN. Annabelle, hija de 14 años del pastor de la iglesia, Frank Pomeroy, también murió .

  • Iglesia    
  • 7 nov 2017   

¿Qué sientes con esta noticia?

TEXAS.- Aproximadamente 24 horas después de que Devin Kelley, un ex soldado de la Fuerza Aérea, hiciera un  ataque a la Primera Iglesia Bautista de Sutherland resortes , Texas, y provocara la muerte de 26 personas, el tema principal discutido por los medios de comunicación volvió a la a la mente de los estadounidenses con respecto al uso de armas de fuego.

Los cambios propuestos por Donald Trump para la compra de armas se están discutiendo largamente en los programas de debate en la televisión.

Mientras tanto, al menos 10 niños fueron afectados en la masacre y se están recuperando de las cirugías. Según la prensa, al menos cuatro aún corren peligro de muerte.

Diversos líderes cristianos mostraron solidaridad con los miembros de la iglesia. Entre los muchos mensajes, el que causó más impacto fue el de James Dobson, fundador y presidente del ministerio Enfoque a la Familia.

“Las palabras no pueden expresar la tristeza que sentimos por los moradores de esta pequeña comunidad de Texas que fue destruida por un acto verdaderamente hediondo y sin sentido. Trágicamente, como hemos dicho otros ministros, esto era un acto demoníaco, un asesinato cruel”, dijo en un comunicado .

El gobernador de Texas, Greg Abbott, que también es evangélico, estuvo en la vigilia organizada por miembros de la comunidad frente al templo. Al menos ocho de las víctimas eran miembros de la misma familia, informó  CNN. Annabelle, hija de 14 años del pastor de la iglesia, Frank Pomeroy, también murió .

El pastor Frank dio declaraciones a la prensa, donde recordó que la semana pasada había predicado un sermón sobre confiar en el Señor cuando las circunstancias de la vida no tienen sentido. “No confíe, ni se apoye sobre su propia comprensión”, enseñó. “Vaya bien, el entendimiento de Dios es mucho mayor y pueden ocurrir cosas que usted no entiende, pero usted todavía necesita hacer lo que Dios te está llamando a hacer”.

Un feroz defensor del ateísmo

Una serie de informaciones desencadenadas fueron divulgadas en las primeras horas y se convirtieron en los titulares de varios medios de prensa. La vida de Devin fue escaneada y el hecho de haber participado como instructor de un campamento evangélico para niños en 2013 le rindió el rótulo de “profesor de estudios bíblicos”.

Al mismo tiempo, un controvertido programa de radio pasó a divulgar que Devin sería del grupo izquierdista Antifa y antes de disparar habría dicho que allí comenzaba la “revolución comunista” en EEUU. Nada de eso fue confirmado por los sobrevivientes.

Lo que se sabe hasta ahora es que el tirador fue expulsado de la Fuerza Aérea por haber agredido a otro soldado y que poseía un historial de violencia doméstica.

El Daily Mail tiene un “perfil” de Devin basado en lo que el ex soldado publicó en las redes sociales y entrevistó a personas cercanas a él. Patrick Boyce, ex compañero de Devin en la escuela secundaria, lo describió como “ateo declarado”, “extraño” y “depresivo”. Nina Rose Nava, que también estudió con el tirador, afirma que había deshecho la amistad en Facebook porque últimamente él “sólo criticaba a las personas que creían en Dios y defendía ferozmente el ateísmo”. La queja similar tiene Christopher Leo Longoria, ex compañero de escuela.

Se suprimió el perfil de Facebook del Devin, pero el sitio Heavy.com logró un número de copias antes de que la cuenta fuera deshabilitada. Ellos muestran que el texano divulgaba material de sitios ateos, pero también seguía páginas sobre mediumnidad.

[ Fuente: Christian Post, Daily Mail, Heavy ]