15°C New York
05/22/2024
Mujer que comió planta venenosa mortal se cura después de la oración
Evangelismo Sociedad

Mujer que comió planta venenosa mortal se cura después de la oración

Jul 7, 2022
Spread the love

NOTICIACRISTIANA.COM.- Una mujer fue sanada por Dios de un envenenamiento después de orar por ella. Su testimonio fue contado por el Rev. Louembet Emery en Brasil.

Sin que se revelara su nombre, la mujer agradeció a Dios por el milagro durante su terrible experiencia mortal, informa Guiame.

“Desde el lunes tuve gripa, hasta el miércoles, persistió [el síntoma], [pero] me levanté y me aseé. Y después de arreglarme comí”, p la mujer.

“Después de que terminé de comer, me acosté; cuando salí después para ir a la terraza, vi un tubérculo… Tenía unas ganas inmensas de comerme ese tubérculo. Lo cavé, lo lavé y me lo comí”.

“Mientras lo comía, me llevé tres pedazos a la boca, pero había una voz dentro de mí que decía: ‘¿Estás seguro de que es un buen tubérculo el que estás comiendo?’”.

La mujer explicó que al escuchar la advertencia tiró el tubérculo. “Cuando llegué a casa, sentí que mi cuerpo ya no estaba bien. Me acosté y tomé mi celular, puse un sermón, y puse mi celular sobre mi estómago, escuchando la palabra”.

“Y en un momento, mi cuerpo se sintió muy extraño y comencé a vomitar todo lo que había comido”, informó la mujer.

Cuerpo entumecido

“Quería ir a la iglesia, pero todavía no sentía mi cuerpo. Fui a la habitación, oré y me quedé dormida”, afirmó

El ama de casa agregó que se despertó de madrugada y al mirarse en el espejo descubrió que tenía los labios hinchados. “Ni siquiera cuando tengo dolor de muelas, mis labios se hinchan así”, dijo.

La mujer dice que volvió a la cama, pero sus labios solo se agrandaron, incluida su cara muy hinchada. “Con el estrés decidí lavarme la cara. Empecé a hablar con Dios, le recordé su palabra en el libro de los Salmos, 46:2, que dice que ‘Dios es nuestro refugio y apoyo, una ayuda que nunca falla en las tribulaciones’”.

Ella dice que se quedó en oración hasta las 5 de la mañana y que su cara todavía estaba muy hinchada.

Alrededor de las 7 a.m., su hijo pequeño vio que su rostro estaba desfigurado y alertó a todos los vecinos. “Todos entraron en pánico”, recuerda.

“Entre ellos, un hombre me preguntó si podía orar y le dije que sí. Entonces me dijo: ‘Jesús te ama, porque lo que comiste es un veneno mortal’, y debería haber muerto”, concluyó su testimonio.


Publicado por: NOTICIACRISTIANA.COM – Agradecemos su fidelidad con nuestro medio de comunicación. Le invitamos a suscribirse al boletín informativo y activar la sección de notificaciones en la portada de nuestra página web.


You cannot copy content of this page