15°C New York
05/19/2024
¿Cómo se describe al Leviatán?
Blogs Sociedad

¿Cómo se describe al Leviatán?

Abr 21, 2024
Spread the love

NOTICIACRISTIANA.COM- En las profundidades, de las antiguas escrituras, surge una figura que encarna el caos, y la destrucción: El Leviatán.

Este ser, cuyo nombre hebreo liwyātān, sugiere una naturaleza serpenteante, y enroscada, ha poblado las páginas del Antiguo Testamento, junto a otros monstruos, como Tannin, Rahab, y Behemoth.

Imaginado como un colosal dragón marino, el Leviatán acecha en los océanos, un agente del caos, temido por todos. Su poder destructivo, es tal que solo una entidad divina, podría desafiarlo.

A menudo, su mención en las escrituras, se asocia con la omnipotencia de Dios, la única fuerza, capaz de someterlo.

El Leviatán, no es solo una bestia de fuego, y escamas impenetrables; es también un símbolo. En el libro de Job, representa la arrogancia humana, mientras que figuras como Tomás de Aquino, y San Jerónimo, lo vinculan con la envidia demoníaca.

En el cristianismo, su imagen se entrelaza con la del demonio, simbolizando las tentaciones, el caos destructor, y la oscuridad espiritual.

La figura del Leviatán, trasciende incluso al Apocalipsis de Juan, donde se le compara, con una serpiente de siete cabezas, que emerge del mar, un presagio del anticristo, y su batalla final contra el orden divino.

En esta narrativa, Leviatán es el arquetipo, del monstruo caótico, destinado a ser derrotado, en el clímax de la historia sagrada.

A pesar de su escasa mención en la Biblia, el impacto cultural del Leviatán, es profundo. Thomas Hobbes, lo invocó en su tratado político, para representar la autoridad estatal, y la cultura popular lo ha adoptado, como un emblema de poder y terror.

El Leviatán también tiene sus raíces, en la mitología del Próximo Oriente. Se le relaciona con el Lītānu cananeo, y con Tiamat, la diosa mesopotámica de las aguas marinas. Estas figuras comparten la representación, de un poder oscuro y desestabilizador, un eco de la lucha eterna, entre el orden y el caos.

En resumen, el Leviatán no es solo un monstruo bíblico, sino un símbolo multifacético, que ha influido en la teología, la filosofía, y la cultura a lo largo de los siglos, representando las fuerzas oscuras, que desafían el cosmos, y la moralidad, y que deben ser vencidas, para preservar la armonía del universo.


Publicado por: NOTICIACRISTIANA.COM. Agradecemos su fidelidad con nuestro medio de comunicación. Le invitamos a suscribirse a nuestro boletín informativo. Y activar la sección de notificaciones en la portada de nuestra página web.


Post Visitors:324

You cannot copy content of this page